Ir al contenido principal

SAN ESTEBAN, PATRÓN DE LOS FABRICANTES DE ATAUDES


Esta es la placa que continua el tema de la lapidación de S. Esteban. Aparte de otro lapidador en acción de tirar una piedra con su mano derecha, lleva un montón de piedras en el faldón recogido. También , como el de la placa anterior, lleva escarpines. A nuestra izquierda está S. Pablo con una gran espada que es su atributo habitual. Según el martirológio S. Pablo era todavia soldado romano cuando ocurrió la lapidación y estuvo presente sin intervenir. Es muy curioso el tema de S. esteban aquí. No tiene nada que ver ni con Roncesvalles ni con Montpellier, lugar donde fue realizada la pieza. Y nos ponemos a desvariar un poquito al recordar que, muchas de las vidrieras de la magnífica catedral de Chartres, fueron financiadas por cofradias y gremios que desearon ver representados asuntos de sus oficios. ¿Podría estar aquí S. Esteban porque entre otros patronazgos es el de los fabricantes de ataudes? Cuando veamos los esmaltes del cuerpo central, veremos en la parte inferior nada menos que dos líneas que representan los muertos saliendo de sus ataudes, cajas muy elaboradas por cierto. Con la economía manifiesta de espacio para representar un programa tan complejo como el que tiene el ajedrez en su conjunto, resulta chocante el uso de tantas placas para ese asunto: siete placas en dos líneas, dos.

El pasado día 28 nos visitó otro grupo del Imserso que se aloja en el Hotel Loizu de Burguete y realiza un programa de visitas culturales. Aquí está su foto en la sala capitular.

Comentarios