Ir al contenido principal

SEÑOR, !QUÉ BIEN ESTAMOS AQUÍ¡

 Este joven está justo en medio, con su halo de Santidad, sin barbas y ¡sin libro!. ¿Quién es?. Está hablando, con el dedo índice de la mano izquierda levantado que a su vez señala a una de las 6 placas cuadradas del centro que representa a un profeta del Antiguo Testamento, !qué raro¡ Con la mano derecha se sostiene el borde del manto del lado contrario, la postura es algo forzada por alguna razón, tal vez por la placa a la que quiere señalar.  Puede ser S. Juan  Evangelista. Incluso, como ocurre muchas veces en los retablos, puede haber sufrido un cambio de ubicacación en alguna de las intervenciones de restauración que ha tenido en tiempos pasados. Su lugar podría ser un puesto más arriba, entonces estaría señalando a la placa del águila, su atributo habitual y representación. De esa manera es más lógica la disposición. El otro. con su bordón es Santiago el Mayor y los tres de este larguero derecho son los que estuvieron presentes en la Transfiguración de Jesús, por este orden: Pedro, Juan y Santiago.
Aquí ya falta mucho esmalte. Esa zona corresponde a un punto de agarre cuando se exponía a la veneración.


Esta peña de Oviedo que nos visitó el miércoles día 10, disfrutó del sol y el frescor del claustro donde fue tomada la foto.



Comentarios